Busca las entradas que quieras en en este blog

domingo, 24 de abril de 2016

La muerte del hombre y el nacimiento del poeta.

Dicen que un hombre murió entre tres laureles,
después de haber sido un Apolo demacrado,
los laureles lloraron su muerte, pálidos y tristes,
dicen que entonces se obró el milagro
y esas lágrimas hicieron del hombre un poeta.

Dicen que brotaron alas de su espalda,
flores de su pecho, de sus ojos lágrimas
y de su boca sonrisas y versos
(y de su boca sonrisas y besos)

Dicen que sus heridas se cerraron
para así abrirse al mundo con metáforas.
Dicen que salió de un campo de espigas,
para ser el guardián entre el centeno.

Dicen que su propio lenguaje se convirtió en poesía,
que ya nada era simple, todo pasó a ser tristeza o alegría,
que todo aquello que antes era muerte se transformó en vida,
que cada palabra era un verso, un sentimiento, una mirada.

Dicen que un poeta nació entre tres laureles:
Lenguaje, Amor e Inspiración, que siempre le acompañaron.
Dicen que aquél hombre murió también como poeta.

Dicen que el poeta se hizo eterno,
que el hombre muere,
pero la poesía vive para siempre.

OJALÁCAFÉ

(Dedicada a mis amigas, que siempre han sido para mí unas musas bonitas :3)



No hay comentarios:

Publicar un comentario